¿Baterías líquidas rellenables ayudarían a masificar adopción de autos eléctricos?

Ciudad de México  

Autor:

Científicos trabajan en el desarrollo de baterías rellenables o de flujo cuyos periodos de recarga serían de apenas unos cuantos minutos

 

Baterías de rápida recarga para autos eléctricoscontribuirían a masificar la adopción de estas tecnologías ecoamigables. Además de los altos costos de algunos vehículos eléctricos, otras de las barreras de su estandarización como principal medio de transporte son los dilatados tiempos de cargade sus baterías y la escasez de estaciones de carga. Conscientes de ello, científicos están trabajando para desarrollarbaterías rellenables o de flujo, que se podrían repostar en minutos en una vasta red de estaciones de servicio convertidas.

John Cushman, profesor de ciencias de la tierra y atmosféricas y matemáticas en la Universidad Purdue (Estados Unidos) e investigador líder en tecnología de baterías líquidas lo explica: "Conduces 300 millas, vacías tu tanque; bombeas [líquido] de nuevo (el tiempo que te tomaría llenar tu auto con gasolina) y te marchas". Otro investigador líder en el área, Lee Cronin, químico de la Universidad de Glasgow (Escocia), asegura que tal tecnología convertirían a los vehículos eléctricos en el equivalente cultural de un automóvil de combustible.

Al igual que las baterías de iones de litio que alimentan a la mayoría de los vehículos eléctricos, las baterías de flujo liberan energía a través de reacciones químicas entre los extremos de la batería y una sustancia conocida como electrolito. En una batería de iones de litio, el electrolito se encuentra entre los extremos de la batería y, cuando se agota, debe ser recargado. En una batería de flujo, el electrolito se bombea desde un tanque a través de la batería y, cuando se agota, simplemente se cambia por un nuevo lote.

William Chueh, científico con experiencia en tecnología de baterías y adscrito a la estadounidense Universidad de Stanford, precisa que, no obstante las baterías modernas de flujo han existido desde la década de 1980, resultan demasiado grandes y pesadas como para ser empleadas en vehículos. Pero, cada uno desde un enfoque diferente, Cushman y Cronin están trabajando a fin de resolver este problema, pues las baterías rellenables son ideales para el almacenamiento de energía a gran escala y aportan además dos grandes ventajas: larga vida útil y fácil recarga.

Ambos equipos de investigadores, el estadounidense y el británico, han obtenido resultados similares: baterías de flujo que podrían llegar a ser lo suficientemente pequeñas y livianas como para ser empleadas en vehículos eléctricos; asimismo, aseguran unos y otros científicos, el electrolito se puede reciclar en un proceso que Cushman compara con el aplicado a las latas destinadas a reciclaje. Empero, aún falta resolver algunos problemas antes de pensar siquiera en la comercialización.

Hailiang Wang, profesor de química en la estadounidense Universidad de Yale y experto en almacenamiento de energía, destaca grandes obstáculos por superar, costo y confiabilidad incluidos. Gil Tal, director del Centro de Investigación de Vehículos Híbridos y Eléctricos Enchufables de la Universidad de California en Davis, advierte: "Entre el costo, la confiabilidad y la seguridad, la mayoría de estas cosas nunca llegarán hasta los autos".

Scott Greene, un defensor de vehículos eléctricos en el área metropolitana de Chicago (Illinois, Estados Unidos), llama la atención en torno a otro posible inconveniente: a los automovilistasles puede resultar difícil reemplazar el electrolito de las baterías de flujo por su cuenta; esto contrastaría con la actual capacidad de recargar fácilmente en casa ofrecida por los vehículos eléctricos. Volver al típico paradigma de mantenimiento y proveedor de combustible dificultaría la adopción de autos eléctricos o híbridos, opinó Greene.

¿Cuándo podrían llegar al mercado tales baterías líquidas rellenables? Cushman dice que espera probar la tecnología en automóviles durante tres años; Cronin espera pasar hasta 18 meses probando el electrolito desarrollado por su equipo. ¿Realmente contribuirían a masificar la adopción de los autos eléctricos? Independientemente de sus ventajas, no está claro qué tan bien competirían las baterías de flujo con las baterías de iones de litio, las cuales han dominado el mercado durante años.

 

ACTUALIZACIÓN(del )

 

MovilidadMedio ambienteIndustria automotriz

¿Te gustó el contenido?

 

 

Recibe las noticias por correo

Entérate de la economía, noticias internacionales y el impacto en los negocios. Aviso de privacidad