México es un país con mucho potencial bioenergético
My Press

Domingo, 18 de noviembre de 2018

México es un país con mucho potencial bioenergético

  Existen diversas iniciativas públicas y privadas, mas el sector bioenergético mexicano aún está en desarrollo

Publicado en: Ciudad de México, el por

Joseph Sebastian Pathiyamattom, especialista en diferentes energías alternativas adscrito al Instituto de Energías Renovables de la Universidad Nacional Autónoma de México (IER-UNAM), declaró que "en México hay mucho potencial en el tema de bioenergía, hay que explotarlo; [pero] sí necesita inversión, del sector público y el privado. Yo creo que vendrán más iniciativas y acciones de estas a futuro". En entrevista para My Press, habló sobre desarrollo e investigación en torno a biomasa en México, y de algunos avances y oportunidades para la producción bioenergética en el país.

De acuerdo con datos de la Prospectiva de Energías Renovables 2012-2026 de la Secretaría de Energía, en la nación se le dan tres usos a los bioenergéticos: generación de electricidad y de calor, además de biocombustible; en el documento se planteó la meta de incorporar 345 MW de capacidad en generación distribuida para 2026. Según la clase de biocombustible del que se trate, sólido, líquido o gaseoso, las posibles aplicaciones varían; mas, "En el caso particular de México, puede adoptarse todo tipo de combustibles", precisó el doctor en Física.

Algunos ejemplos son:

1. Biogás. Compuesto por metano; puede sustituir el gas LP en los hogares, usarse a manera de combustible para autos, también puede emplearse para generar calor o electricidad.

2. Bioetanol y biodiésel. De origen vegetal, a base de aceites o azúcares (caña de azúcar) o almidones (maíz u otros tipos de granos); son sustitutos o aditivos para la gasolina y el diésel, respectivamente.

3. Astillas, briquetas o pellets. A base de maderas o residuos forestales; son principalmente destinados a fines térmicos.

Aprovechar desechos orgánicos forestales, agrícolas, ganaderos o domésticos, es una oportunidad relevante a fin de que México aproveche su potencial bioenergético. En este sentido, explicó el académico: "existen varias plantas generadoras de electricidad donde, en lugar de llevar el biogás al siguiente paso de purificación para extraer el metano, directamente pasa a [alimentar] generadores eléctricos". Tal potencial es aprovechado por empresas, entre ellas: PelletMX, GreenCo y G2E; "Aparte de las actividades en diferentes universidades del país, existen empresas y consorcios para generar electricidad o combustibles a partir de esos desechos orgánico". Por su parte, el IER-UNAM ha colaborado con una empresa de Morelos dedicada al cultivo de Jatropha curcas, de la cual se extrae aceite y produce biodiésel u otra clase de combustibles intermediarios (bioturbosina o diésel verde); "son procesos menos complicados que llegar a biodiésel y [requieren] menos inversión".

"Sí hay mucha posibilidad, en el caso de México, para generar combustible u otro tipo de fuentes energéticas a partir de los desechos orgánicos. Y los desechos orgánicos están en todas partes: la bioenergía no depende ni de tiempo (como la solar) ni de zona (como la eólica)", Joseph Sebastian Pathiyamattom.

Respecto a proyectos desarrollados en el IER-UNAM, el investigador comentó: "En el IER principalmente trabajamos estudios básicos, para conocer y entender y encontrar procesos o innovaciones en ciencia básica; también estudios de aplicación. En mi caso particular, trabajamos con bioetanol, la producción, caracterización a cierta escala de aplicación de bioetanol, de biodiésel y de biogás. Nosotros buscamos materia prima: en biogás, desechos orgánicos; en biodiésel, aceites o grasas que no tienen uso comestible; igual, en bioetanol, buscamos materia prima de origen agrícola que no tiene realmente conflicto alimentario, como maíz o trigo o caña de azúcar u otro tipo".

En adición a sus trabajos con higuerilla (Ricinus communis) y aceite de jatrofa (Jatropha curcas), "Tenemos un proyecto de mucho impacto, es sobre microalgas. Cultivar microalgas, a nivel laboratorio y luego escalar a nivel plantas piloto, para producción. Por ejemplo, la microalga tiene potencial no sólo para un producto: podemos extraer lípidos, como aceites, podemos extraer carbohidratos, dependiendo de la especie; y podemos tener diferentes tipos de productos de microalgas, para generar combustibles u otro tipo de productos químicos o productos alimenticios".

Por lo tocante a tareas pendientes y oportunidades en materia de bioenergía enfatizó que el sector aún está en desarrollo, a diferencias de naciones europeas y asiáticas, Estados Unidos y Brasil. "Tiene que ver con el dinero, los fondos disponibles para desarrollar grandes proyectos en México. Existen iniciativas como el Centro Mexicano de Innovación en Bioenergía recientemente, pero no se cuenta todavía con fondos suficientes como para desarrollar esos temas". En este punto, "Pero sí hay mucha oportunidad en México, es un país que tiene mucho potencial agrícola, en tema de bioenergía, biomasa; terreno disponible para quien quiere cultivar algún tipo de especies o plantaciones. Sí existe todo ese potencial, pero faltan todavía recursos en esas áreas".

Finalmente, en cuanto a las labores del IER-UNAM orientadas al aprovechamiento del potencial bioenergético mexicano, declaró: "El IER es uno de los pioneros en el tema de bioenergía y energías renovables en México. Hay muchas actividades alrededor de energías renovables, hay muchos recursos humanos, formación de recursos humanos del país sobre temas de energías renovables. El IER está posicionado, incluso a nivel mundial tiene mucho enfoque e importancia en el tema de energías renovables. Y estamos abiertos a cualquier tipo de colaboraciones en el tema".

 

 

NOTICIAS DE LA SECCIÓN

Ganadores de los Premios a la Innovación CES 2019

Incendios forestales en California y el cambio climático

Exoesqueletos, agujeros de gusano y vida extraterrestre en Marvel

Facebook corrige error para cuidar la privacidad de sus usuarios

México Consumo energía Innovación

¿Te gustó el contenido?