Prevención de VIH: estrategias que debes conocer

Ciudad de México  

Autor:

Tony Ortiz

Además del condón existen otros métodos que ayudarán a frenar la pandemia de VIH

 

Según cifras del Centro Nacional para la Prevención y Control del VIH/sida (CENSIDA) en 2018 habían 141 mil personas viviendo con VIH en México, y eso sólo contando los casos registrados, puesto que hay muchas más personas que viven con el virus desconociendo su situación serológica. Hasta hace poco, sólo habían dos estrategias de prevención de la adquisición de este virus: la abstinencia y el uso del condón masculino. Hoy en día hay más opciones para evitar transmisiones y es indispensable conocerlas.

Cuando surgieron, los condones femeninos tenían un precio muchísimo más alto que el condón masculino, sin embargo hoy en día su precio ha bajado sobremanera e incluso en algunas instituciones los entregan de manera gratuita. Una de las ventajas del condón femenino es que puede colocarse hasta ocho horas antes de mantener la relación sexual, lo cual evita el olvido de colocárselo o dejarse llevar por el momento.

El tratamiento es también una de las fórmulas que los estudios actuales han determinado como una manera de prevención y que cumple con dos objetivos: mantener a la persona seropositiva con sus índices de presencia de virus en su cuerpo de manera indetectable y de esta manera no transmitirlo a sus parejas sexuales seronegativas. A esto se le llama "indetectable es intransmisible". Aun cuando esto es una gran ventaja para parejas serodiscordantes, el uso del preservativo es importante para evitar cualquier otra infección de transmisión sexual.

PREP son las siglas de un método de prevención llamado profilaxis preexposición dedicado a personas con un alto riesgo de contraer la infección, reduciendo el riesgo de transmisión hasta en un 99% si se sigue el tratamiento al pie de la letra y diariamente. La persona apta a este tipo de prevención debe tomar medicamentos diariamente evitando así que el virus se adhiera a sus células; esta medicación es a partir de antiretrovirales muy específicos. Para las personas que consumen drogas inyectables, el riesgo de transmisión se reduce a un 74%. Además la PREP es ideal para las parejas serodiscordantes al momento de decidir tener un hijo juntos. En México algunas instituciones proveen de este tratamiento de manera gratuita a personas con alta vulnerabilidad.

Otra forma de prevención es la profilaxis posexposición (PEP). Este método sólo funciona si se toma la medicación correspondiente hasta 72 horas después de haber tenido una relación sexual de riesgo, en donde tengas constancia de que tu pareja tiene VIH, por ejemplo, en una rotura de condón es ideal pensar en el PEP y así evitar la transmisión. Mientras más rápido se inicie con el procedimiento, las probabilidades de éxito del método serán mayores. No es para uso regular y solamente debe ocuparse en situaciones de real emergencia. Este método de prevención también está indicado a personas que utilizan drogas inyectables y para víctimas de agresión sexual.

Aunque todas estas estrategias son eficaces para prevenir transmisiones del VIH, se debe tener presente que el uso del condón siempre será una acción aliada, por si las probabilidades de que fallen estos métodos no están de nuestra parte y para evitar otras ITS.

 

SaludVIH/SIDAMéxico

¿Te gustó el contenido?

 

 

Recibe las noticias por correo

Entérate de la economía, noticias internacionales y el impacto en los negocios. Aviso de privacidad



 

Publicaciones más recientes

 

Comunicados de empresas

PRNewswire