India presenta nueva nave espacial para su misión a la Luna en julio

Ciudad de México  

La misión tendrá un costo de unos 10 mil millones de rupias (equivalentes a unos 144 millones de dólares)

 

India presentó al mundo su nueva nave espacial Chandrayaan-2, que lanzará el próximo 15 de julio de 2019 a la Luna, y en caso de tener éxito se convertirá en el cuarto país del mundo en realizar un alunizaje, después de Estados Unidos, Rusia y China.

Chandrayaan-2 fue construida por la Organización de Investigación Espacial de la India (ISRO, por sus siglas en inglés) e incluye un orbitador, un módulo de aterrizaje y un vehículo de exploración, cuya misión será recorrer el Polo Sur de la superficie lunar.

Asimismo, la misión no tripulada será lanzada el lunes 15 de julio a las 02:51 horas locales (21:21 GMT del 14 de julio) a bordo del vehículo de lanzamiento satelital Geosynchronous Mark III de la ISRO y si todo tiene éxito, se prevé que llegue a la Luna el 6 o 7 de septiembre de 2019.

En una conferencia de prensa en Nueva Delhi para presentar la nueva nave espacial, el presidente de la ISRO, K. Sivan, destacó que la misión tendrá un costo de unos 10 mil millones de rupias (equivalentes a unos 144 millones de dólares) y seguirá la misma estrategia de lanzamiento de la Chandrayaan-1 en 2008.

Los últimos 15 minutos hasta el aterrizaje serán los momentos "más terroríficos para nosotros", indicó el doctor Sivan, tras admitir que las variaciones en la gravedad lunar, el terreno y el polvo podrían causar problemas.

Igualmente, la misión será el tercer intento de aterrizaje lunar de este 2019 después del exitoso alunizaje de la sonda lunar china Chang'e-4 el 3 de enero de 2019 en el lado oscuro de la Luna y el lanzamiento de la nave espacial israelí Beresheet, que fracasó y se estrelló el mes de abril.

"Es la misión más compleja que ha emprendido ISRO", dijo Sivan sobre la misión de la Chandrayaan-2, que significa "vehículo lunar" en sánscrito (lengua clásica de India).

La Chandrayaan-2, la cual tiene un peso de 3.8 toneladas en total, se planeó originalmente en colaboración con la agencia espacial rusa Roscosmos, aunque en 2013, las autoridades indias cancelaron el proyecto debido a las diferencias técnicas con el programa ruso.

El nuevo vehículo espacial indio es una versión avanzada de la misión anterior Chandrayaan-1, que se lanzó hace unos 10 años, tuvo un costo de 79 millones de dólares y ayudó a confirmar la presencia de agua en la Luna.

 

¿Te gustó el contenido?

 

 

Recibe las noticias por correo

Entérate de la economía, noticias internacionales y el impacto en los negocios. Aviso de privacidad



 

Publicaciones más recientes