UNAM diseña método para detectar daño cerebral
My Press

Viernes, 17 de Noviembre de 2017

UNAM diseña método para detectar daño cerebral

  Se busca evaluar a los recién nacidos con factores de riesgo

Publicado en: Ciudad de México, el por

Un grupo de investigadores y estudiantes del Instituto de Neurobiología (INB) de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), campus Juriquilla, lograron desarrollar un método el cual permite diagnosticar oportunamente el daño cerebral en los bebés recién nacidos, ésto de acuerdo con el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (CONACYT). Este proyecto estuvo a cargo del fisioterapeuta, pasante del doctorado en Ciencias Biomédicas, Felipe Martínez Matehuala junto con el apoyo del responsable técnico del Laboratorio Universitario de Biomecánica de la UNAM, Adrián Jefté Elías Jiménez.

El objetivo principal del proyecto es evaluar a recién nacidos con factores de riesgo de daño cerebral. De acuerdo con Felipe Martínez, es muy complejo evaluar a los menores durante sus primeros meses de vida, pues si muestran alguna secuela de lesión cerebral, no será sino hasta en los siguientes meses cuando haya transcurrido el máximo periodo de plasticidad cerebral. "Dado lo anterior, surge la necesidad de crear nuevas herramientas diagnósticas específicas para esos primeros meses posnatales", afirmó el experto.

"En los primeros meses, los seres humanos presentan algunos patrones de movimiento que son estereotipados e innatos, precursores del gateo, de la marcha o el control de la cabeza. Lo que hacemos aquí en el Laboratorio Universitario de Biomecánica es medir cómo es que los bebés producen este patrón", puntualiza Martínez. Dentro de la investigación, se dividieron los factores de riesgo de daño cerebral de los bebés en prenatales, perinatales y posnatales.

Al poder detectar un posible daño cerebral en los recién nacidos, se puede realizar un plan de acción al respecto

Sobre la tecnología utilizada, el Laboratorio Universitario de Biomecánica de la UNAM, cuenta actualmente con 11 cámaras que emiten luz infrarroja las cuales están enfocadas en una mesa de terapia donde se evalúa al bebé y se colocan marcadores bajo un modelo biomecánico con un material optorreflejante. "Durante el estudio se hacen también mediciones antropométricas al bebé, y con los marcadores podemos calcular o predecir los centros de masa de cada segmento rígido o de cada articulación en todo el cuerpo".

Después de las mediciones y con la ayuda de un programa de computadora, se observan los marcadores en el espacio tridimensional y se obtiene información de otras dos cámara frontales y laterales las cuales ofrecen distintos ángulos de referencia. "Adquirimos la información en el sentido de que, si aparece alguna curva en las mediciones que indique alguna anormalidad en un una de las evaluaciones mensuales, este bebé podría mostrar alguna alteración neuromotora. De ser así, emitimos recomendaciones a las salas de terapia de la Unidad de Investigación en Neurodesarrollo", detalló el especialista.

De acuerdo con Felipe Martínez, para realizar las evaluaciones se necesitan aproximadamente cuatro personas, por ello el Laboratorio cuenta con el apoyo de otras instituciones tales como la Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ), la Universidad Politécnica de Santa Rosa Jáuregui (UPSRJ) y la Escuela Nacional de Estudios Superiores, unidad León de la UNAM. Kevin Marvin Ríos, estudiante de fisioterapia comenta que "trabajar con bebés es algo muy complejo, ya que en la carrera no se maneja mucha práctica en cómo tomarlo y que realicen las maniobras; no obstante, ha sido muy satisfactorio en lo que se refiere a la adquisición de conocimientos".


 

 

NOTICIAS BREVES

Adelantan campaña "En invierno contigo" CDMX

Empresas aún pagan menos a mujeres que a hombres

Científicos cambian ADN de paciente

Publicidad de marca es más efectiva por streaming

¿Te gustó el contenido?