Inteligencia emocional para negocios
My Press

Miércoles, 18 de Octubre de 2017

Inteligencia emocional para negocios

  Mesurar nuestras acciones es parte fundamental para negociar

Publicado en: Ciudad de México, el por

No es poco común que las personas o empresas, durante tiempos de crisis o pánico, sientan la tentación de dejarse llevar por sus emociones o impulsos. De sucumbir a esta reacción natural se pueden crear vacíos de responsabilidad y generar comportamientos pasivos o caóticos.

En estos casos, es imprescindible contar con la habilidad para sobrellevar contratiempos y adoptar una posición proactiva frente al problema; ya sea resolviéndolo directamente o motivando al equipo a avanzar en la dirección adecuada.

Esta capacidad de conocer el mapa del lado más "irracional" del ser humano, y la consecuente aptitud para saber cómo motivarlo y encaminarlo correctamente, se conoce como inteligencia emocional. Aunque una parte muy importante de esta habilidad, cuando es aplicada a los negocios, consiste en mesurar nuestras acciones, no se limita sólo a este campo. También ayuda a organizar y administrar las relaciones personales humanas, lo cual es indispensable para el sano desarrollo de una empresa.

La inteligencia emocional es un concepto frecuentemente asociado a la psicología o a la salud intrapersonal. Sin embargo, es una habilidad fundamental en el arte de la negociación.

Andrés Báez, experto asesor en negociación de ac novus, afirma que la capacidad que un ejecutivo de alto rango tenga para gestionar emocionalmente a su equipo, puede ser la diferencia entre el triunfo y el fracaso de un esquema de negocios."El nuevo perfil de directivo debe estar enfocado en la inteligencia emocional. El exitoso líder de empresas debe manejar el autoconocimiento y el autocontrol, ser empático, flexible, asertivo y optimista, y sobretodo, poseer las habilidades sociales necesarias para motivar y hacer perseverar a su equipo".

Por supuesto, esta habilidad no es solamente para los ejecutivos de alto rango. Las empresas también aprecian a los demás empleados que poseen estos conocimientos, pues los individuos con estas habilidades ayudan al crecimiento de sus empresas desde el interior.

Igualmente, la inteligencia emocional puede ayudar en la vida diaria. El saber controlar nuestros impulsos y sentimientos es indispensable no sólo para la negociación en términos económicos y financieros, sino que es una excelente herramienta en las relaciones humanas.

 

 

NOTICIAS BREVES

Nombra Mancera nuevo secretario de Ciencia

Celebran a Selena Quintanilla con doodle

Periodista de Panama Papers muere en ataque

IBM utilizaría blockchain para transacciones

¿Te gustó el contenido?