Efectos de la Inteligencia Artificial en la fuerza de trabajo
My Press

Viernes, 21 de septiembre de 2018

Efectos de la Inteligencia Artificial en la fuerza de trabajo

  La población tiene diferentes niveles de miedo ante la posibilidad de perder su trabajo

Publicado en: Ciudad de México, el por

En todas las industrias, la Inteligencia Artificial (IA) se espera tenga un significativo impacto en los niveles de productividad. Mientras en algunos mercados su rol sería más alineado a volver más eficientes procesos ya automatizados. Ante dicha posibilidad, el público se ha dividido en su crítica ante el uso de sistemas computacionales sofisticados en sus ambientes laborales, no todos expresan el mismo miedo ante la posibilidad de perder sus plazas o empleos.

Morning Consult, una firma de investigación estadounidense, llevó a cabo una encuesta entre más de 2 mil ciudadanos del país norteamericano, donde se descubrió cómo, en general, casi el 60% de la población está segura que las tecnologías de IA reducirán las oportunidades de trabajo.

La preocupación es palpable al separar a la población por edades: mientras el promedio de los adultos con miedo a perder su trabajo por la IA es de 16%, la cifra se dispara a 23% en el rango entre 18 y 29 años. En conclusión, los más tranquilos ante la llegada de tecnologías especializadas en automatización son las personas de más de 65, la amplia mayoría (89%) están seguros de permanecer en sus puestos independientemente de la implementación de estas innovaciones.

Alrededor del 20% de los adultos, contrario a la mayoría, defiende que la IA podría de hecho aumentar el número de trabajos disponible

Hay una clara diferencia en cómo se percibe el impacto de la IA conforme los individuos tienen más estudios. Mientras el 38% de las personas con estudios de posgrado, consideraron que la automatización ha sido más benéfica a la clase obrera; menos de una quinta parte de las personas sin licenciatura, opinó de la misma forma. En promedio la gente no confía realmente en los efectos positivos de la tecnología inteligente, pues casi el 50% de la población total consideran estas innovaciones dañinas al entorno laboral establecido.

Fuera de su desconfianza hacia la automatización inteligente y su potencial para mejorar las condiciones de sus ambientes laborales, los trabajadores no ven a la IA como un "antagonista" a sus plazas. Solo uno de cada cuatro individuos lo consideran el principal factor de riesgo en la pérdida de empleos en sus respectivas industrias. Resulta más preocupante para la población en general (57%) ver a las compañías trasladar sus operaciones fuera del país a otras regiones del mundo.

Sin importar la aversión de los trabajadores a la IA, los avances en la tecnología continúan en un camino exponencial. Un grupo de científicos de Intel desarrolla un sofisticado software de reconocimiento facial capaz de reconocer emociones humanas determinadas, al estilo del disgusto, el enojo, el miedo, la tristeza, la felicidad, la sorpresa y el desprecio. El sistema recolecta información visual y auditiva. En el futuro, la innovación podría ser utilizada con el fin de evitar que individuos ebrios entren a su vehículo, mejorar las funciones de los asistentes virtuales o crear robots de cuidado a la tercera edad más especializados.

 

 

NOTICIAS DE LA SECCIÓN

Cartera de criptomonedas con inversión diversificada

Tren Maya: turismo, desarrollo y sustentabilidad

Donald Trump exige a la OPEP bajar precios del petróleo

México evoluciona su regulación en pagos electrónicos

¿Te gustó el contenido?