Un malentendido podría destruir al mundo
My Press

Lunes, 15 de octubre de 2018

Un malentendido podría destruir al mundo

  Desencadenar un conflicto está a un ciberataque de distancia

Publicado en: Ciudad de México, el por

Durante 2017, múltiples ataques cibernéticos afectaron a cientos de miles de unidades computacionales en todas partes del mundo; al tiempo que las tensiones geopolíticas han visto un importante escalamiento en múltiples regiones del mundo. Ejemplos de ello son el ransomware Wannacry, el cual secuestró la información de usuarios en decenas de países a cambio de un rescate en bitcoins, así como la creciente rivalidad de consecuencias nucleares entre Estados Unidos y Corea del Norte. Ante este panorama, en la 48 Reunión Anual del Foro Económico Mundial (WEF, por sus siglas en inglés) uno de los temas de mayor relevancia es justamente el futuro de la seguridad en el transcurso del 2018.

El tema de los ciberataques y la guerra nuclear fueron centrales en el 13° Reporte de Riesgos Globales, publicado por el mismo WEF a mediados de enero. En el documento, la ocurrencia de otro evento de vulnerabilidad cibernética fue catalogado como uno de los más probables en el transcurso de 2018, mientras el uso de armamento de destrucción masiva fue calificado como el más peligroso. ¿Qué factores corren el riesgo de desatar una crisis de seguridad internacional? De acuerdo con Lee Geun, profesor de Relaciones Internacionales en la Universidad Nacional de Seúl, el equilibrio podría ser más delicado de lo esperado.

"[En la península de Corea] la falta de comunicación, un fallo en los cálculos o una percepción errónea [podrían ser el detonante]. Particularmente cuando Estados Unidos y Norcorea estén en el proceso de descifrar señales, aún si se trata de una comunicación entre equipos de negociadores, es probable que se interpreten de manera muy equivocada [...] La conversación directa entre líderes representa uno de los mejores factores de prevención de riesgo en el noreste de Asia". Si bien las declaraciones de Kim Jong-un y Donald Trump están dirigidas a su público, de acuerdo con Geun, este intercambio de mensajes podría crear una espiral de implementación de sistemas y estrategias de defensa y ataque militar cada vez más sofisticadas, con el objeto de "disuadir" a otras potencias de usar las propias; similar a la situación vivida durante la Guerra Fría.

Otro motivo de riesgo es que las nuevas herramientas de guerra (drones, ciberataques, bombardeos suicidas) estén al alcance de los individuos

Por otro lado, en el aspecto de la ciberseguridad, el autor y colaborador distinguido del think-tank Fondo Carnegie para la Paz Internacional, Moisés Naím, opina que uno de los riesgos más importantes en el transcurso de 2018 podría ser un equivalente cibernético del atentado del 11 de septiembre en Estados Unidos. "Si pensamos en esto, hemos presenciado muchos ciber-9/11 potenciales en los últimos años [...]; pero no hemos visto uno masivo [con una repercusión similar a la del ataque de 2001] y eso está en la cartas, uno debería tener esto en mente cuando se piense en riesgos, amenazas y accidentes en 2018".

Sin embargo, el riesgo más inminente al cual está sujeto el mundo es el terror, así como las reacciones de los países a él. "Imaginemos que en un país occidental hay media docena de pequeños ataques en centros comerciales, instalaciones deportivas de forma simultánea [...] Tendríamos un líder, cuya primer obligación es proteger, quien ha fallado en su tarea y tiene una población la cual exige una represalia. [...] Si coincidentalmente dos o más de los perpetradores comparten una nacionalidad, habría una gran presión por reaccionar contra este estado [...]. Solo podemos imaginar cuál sería el desenlace si un país tiene una respuesta exagerada contra el otro y esto ocasionara un conflicto cada vez más serio entre las partes", asegura Louise Richardson, vicecanciller de la Universidad de Oxford.

Más allá de los aspectos específicos los cuales podrían poner en riesgo al planeta en el transcurso del año, existe también otro punto importante de riesgo. Los tres expertos coinciden en cómo, si bien el número de problemas los cuales requieren la participación de dos o más países para su resolución se encuentran en aumento, la capacidad del mundo para resolverlos o para una coordinación colaborativa está en descenso o, en el mejor de los casos, estática. Éste déficit, de continuar igual o mostrar una tendencia al crecimiento, se espera cree un mayor número de víctimas, en todas las regiones y cualquier ámbito posible.

 

 

NOTICIAS DE LA SECCIÓN

Blockchain para la democracia en México

Boston Dynamics presenta video de Atlas "haciendo parkour"

Beneficios de la tecnología PBN para aeropuertos mexicanos

Investigan a Twitter tras declinar solicitud de usuario hecha vía GDPR

WEF18 Davos 2018

¿Te gustó el contenido?