China y Estados Unidos convierten a Covid-19 en “virus político”

Ciudad de México  

WikiCommons

Donald Trump acusó a China de ser responsable de una "matanza mundial"

 

De acuerdo con un análisis de Internacional Crisis Group (ICG), organización no gubernamental dirigida a la resolución y prevención de conflictos armados internacionales, la pandemia de Covid-19 tendrá consecuencias políticas a corto y largo plazo con el potencial de desestabilizar Estados frágiles y poner en jaque los sistemas internacionales de manejo de crisis de cada nación. En este sentido, el 24 de mayo de 2020 Wang Yi, ministro de Exteriores de China afirmó en conferencia de prensa durante la reunión anual de la Asamblea Nacional Popular, Estados Unidos está llevando las relaciones de ambas naciones "al borde de una nueva guerra fría".

Según el funcionario chino, Estados Unidos está tomando "como rehenes" a las relaciones entre ambos países, provocando estar al borde de una nueva guerra fría y aseguró, esa situación no sería favorable para ninguna de las dos partes. El canciller reiteró su postura mencionando que ambos países deben encontrar un modo de convivir de manera pacífica pues en ellos "recaen grandes responsabilidades" para mantener la paz mundial.

Los conflictos entre China y Estados Unidos vieron un posible fin con la firma del acuerdo comercial de enero de 2020; no obstante, desde la llegada de la pandemia al país norteamericano las relaciones se han deteriorado, ya que Donald Trump no pierde oportunidad para referirse al coronavirus como el "virus chino". Además, acusó al país de ocultar información sobre el origen e inicios de la enfermedad, generando un sinfín de rumores, fake news y especulaciones respecto al Covid-19.

El ministro llamó a Estados Unidos a coordinar sus políticas macroeconómicas en función de beneficiar las propias, así como la economía global. En la conferencia de prensa durante la reunión anual de la Asamblea Nacional Popular, aseveró que China "no tiene intensiones de reemplazar a Estados Unidos". Por otro lado, el diplomático chino aseguró, su país no pagará ninguna compensación por haber sido el origen de la pandemia, tal como lo han propuesto algunos dirigentes estadounidenses.

Conflictos entre China y Estados Unidos han convertido a Covid-19 en un virus político, pues está en juego una competencia mundial para la vacuna, y la reactivación de la economía global después de la pandemia. Donald Trump no ha parado de posicionarse contra la nación china, exigiendo compensaciones y acusándola de ser causante de miles de muertes por ocultar información relevante sobre el coronavirus.

 

InternacionalChinaEstados Unidos

¿Te gustó el contenido?

 

 

Recibe las noticias por correo

Entérate de la economía, noticias internacionales y el impacto en los negocios. Aviso de privacidad



 

Publicaciones más recientes

 

Comunicados de empresas

PRNewswire